CarsMagazine

Opinión: Nuevo Renault Duster en Argentina

Qué me gustó y qué le reclamo a la segunda generación, que probé en versión Outsider, de motor turbo, 4×2 y transmisión CVT. Prestaciones y consumos.

Por Martín Egozcue
martin.egozcue@carsmagazine.com.ar
Fotos: Claudio Arena – Instagram: @arena.ph

> QUÉ PROBÉ <
El Nuevo Duster es la segunda generación del SUV compacto (segmento B) de Renault. Basado en la plataforma B0 Plus (una evolución de la B0 del modelo anterior), presenta novedades en diseño, mecánica y equipamiento sobre el Duster originalmente lanzado en 2011 (ver aquí) y actualizado en 2015 (ver aquí).

> QUÉ ME GUSTÓ <
+ Motorización turbo: a mi entender es la principal evolución, entre varias otras, que propone el nuevo Duster. Un impulsor reconocido de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, que también utiliza Daimler y que en la Argentina ofrece el Mercedes-Benz Clase A. Eficiencia, gran torque a bajas revoluciones y prestaciones antes impensadas para Duster.
+ Aceleración de “0 a 100” en apenas 8,7 segundos (otra vez: algo impensado para Duster) y elasticidad de “80 a 120” en 7,2 segundos. Cifras muy superiores a lo que ofrecía el aspirado 2.0 de 143 CV, reemplazado ahora por el turbo 1.3 de 155 CV. Me encantó probar Duster con este motor y creo que es una razón para comprarlo, definitivamente.
+ Transmisión X-Tronic: no soy fan de las cajas automáticas CVT, pero debo admitir que han mejorado mucho en el último tiempo, y éste es un ejemplo. La sociedad con el motor turbo está bien lograda y permite exprimir el máximo potencial. Además, incluye un modo de selección manual-secuencial desde el selector, con ocho marchas predefinidas.
+ Ahora con ESP: tarde pero seguro, saldó su gran deuda pendiente, y de serie en toda la gama. Bien por Renault, que lo incorporó cuando el Programa Electrónico de Estabilidad aún no es obligatorio por ley en la Argentina (lo cual desde luego ya debería haber ocurrido).
+ Rediseño estructural, con modificaciones en casi toda la carrocería: capot, portón trasero, puertas, parrilla, ópticas, paragolpes, llantas y barras de techo. Además, se modificó la inclinación del pilar A de la carrocería, lo que generó tres beneficios: mejor aerodinámica, mayor visión para el conductor y un diseño más moderno.
+ Mejora en calidad percibida: más allá del rediseño, se aprecia un avance en la calidad de los materiales y terminaciones. Se renovó la plancha de abordo, el volante, el instrumental, las butacas (de sujeción superior, más envolventes), los tapizados (combinan tela y símil cuero), el climatizador y la central multimedia.
+ Ahora con dirección eléctrica (antes, hidráulica), lo que cambia por completo la sensación de conducción (literalmente, se percibe como otro vehículo). Además, el volante sumó regulación en profundidad (antes no tenía).
+ Pantalla táctil más moderna y en posición más elevada (es más fácil verla, sin tener que bajar tanto la vista). De 8 pulgadas (antes, 7”), presenta una interfaz más moderna, rápida e intuitiva. De serie, con Android Auto y Apple CarPlay.
+ Sistema Keyless que permite abrir y cerrar el vehículo con sólo acercarse; es decir, no sólo no hay que sacar la “tarjeta-llave” del bolsillo, sino que tampoco es necesario tocar un botón en la manija de la puerta. Una comodidad absoluta.
+ Habitabilidad trasera: con amplios 2,67 metros entre ejes, el espacio atrás es el mejor entre sus rivales, y se coloca incluso a la par de varios SUV de segmento C (mediano). Todo esto, conservando una gran capacidad de baúl.
+ Baúl de 475 litros (en versiones 4×2), el más grande en el segmento de los SUV compactos. Un atributo destacable considerando que este tipo de vehículo no se caracteriza precisamente por la capacidad del baúl.
+ Despeje superior a 21 centímetros y buenos ángulos de ataque (30 grados) y salida (34 grados). Aunque esta sea la versión 4×2 y no se piense en el “off road”, son atributos que también sirven a la hora de sortear una cuneta, un lomo de burro, o de alguna necesidad puntual.
+ Apertura de capot con amortiguadores: un detalle de calidad percibida no habitual en este segmento. Antes era uno y ahora son dos los amortiguadores que sostienen el capot, que además conserva un panel textil para insonorización.
+ Auxilio en medida homogénea: no importa que el neumático sea de otra marca (así ocurría en la unidad probada); lo que vale es que se respetan las dimensiones para no afectar el desempeño del vehículo (ni limitar la velocidad). Bravo por eso.

> QUÉ LE RECLAMO <
Mayor cantidad de airbags: sigue ofreciendo sólo doble frontal, lo mínimo exigido por ley. Llama la atención porque en modelos más económicos, como el Kwid, Renault propone cuatro airbags de serie. Creo que es el punto más flojo de la renovación de Duster, que ameritaba seis airbags, al menos en el tope de gama.
Seguridad con ADAS: sí, ya sé, no evolucionó más allá del doble airbag y le estoy exigiendo asistencias a la conducción. Pero la vara se está elevando y el segmento de los SUV compactos de producción regional ya está ofreciendo ADAS en varios modelos (Tracker, Kicks, Nivus, por ejemplo).
Consumos más contenidos: me llamó la atención la cifra urbana, cercana a 11 litros/100 km, a pesar de la medición con tránsito fluido. Esperaba un consumo menor en un motor de 1.3 litros. A su vez, resultó elevado a 130 km/h, con 12 litros cada 100 km.
Mejor nivel de insonorización: si bien hay una mejora (la nueva inclinación del parabrisas y otros cambios estructurales colaboran ahí), aún se percibe mejorable en condiciones de ruta o autopista, circulando a las velocidades máximas permitidas.
Faro antiniebla trasero, un olvido habitual en vehículos de producción regional, que no debería faltar en el equipamiento básico de serie (además, si tiene los delanteros, ¿por qué razón no debería tener los traseros también?).
Más combinaciones de motorización y transmisión: seguramente habrá quienes esperaban una versión 4×4 con caja automática, y quienes preferirían una 4×2 con transmisión manual. En un futuro, según anticipó Renault, llegarían nuevas versiones.

> PRESTACIONES <
Velocidad máxima:
178 km/h (en Dª a 5.000 rpm)
Aceleración 0-100 km/h: 8,7 segundos
Elasticidad 80-120 km/h en Dª: 7,2 segundos
Frenada 100-0 km/h: 39,1 metros
(*) Velocidad, aceleración y elasticidad medidas con instrumental GtechPro
(*) Distancia de frenado medida a 100 km/h reales, en calle de pruebas
(*) Mediciones sólo con conductor abordo y tanque lleno de combustible

> CONSUMOS <
Urbano:
10,6 litros/100 km
Velocidad promedio: 20 km/h
Autonomía: 481 km

A 100 km/h: 7,4 litros/100 km
Régimen: Dª a 1.800 rpm
Autonomía: 689 km

A 130 km/h:
12 litros/100 km
Régimen: Dª a 2.600 rpm
Autonomía: 425 km

Capacidad del tanque: 51 litros
Combustible indicado: Renault remarca que puede funcionar con nafta Grado 2 (95 RON e incluso de menor octanaje), aunque con nafta Grado 3 (98 RON) se obtendrá el mayor rendimiento.
(*) Consumos a velocidades reales con instrumental GtechPro
(*) Mediciones de consumo con climatizador encendido

> FECHA DE LANZAMIENTO <
Julio 2021

> ORIGEN <
Colombia

> MECÁNICA <
Motor turbo-naftero TCe de 1.3 litros, 4 cilindros y 16 válvulas, con 155 CV de potencia (régimen no informado) y 250 Nm de torque desde 1.800 rpm. Transmisión automática X-Tronic de variación continua (CVT), con ocho marchas predefinidas y opción de pasaje secuencial desde el selector. Tracción delantera. Dirección con asistencia eléctrica. Frenos delanteros a disco y traseros a tambor. Suspensión trasera con eje de torsión.

> DIMENSIONES Y PESOS <
Largo:
4,34 metros
Ancho: 1,83 metros
Alto: 1,69 metros
Entre ejes: 2,67 metros
Despeje mínimo: 21 centímetros
Baúl: 475 litros
Peso: 1.344 kg (en orden de marcha)

> RODADO Y AUXILIO <
Neumáticos:
Michelin Latitude Tour HP 215/65 R16
Auxilio: BF Goodrich G-Grip 215/65 R16 (homogénea, en llanta de chapa)

> VERSIONES Y PRECIOS <
Zen 1.6 115 CV MT5 4×2: $2.412.800
Intens 1.6 115 CV CVT 4×2: $2.682.100
Outsider 1.3T 155 CV CVT 4×2: $2.755.700 (*)
Iconic 1.3T 155 CV MT6 4×4: $2.831.000
* Versión evaluada; precios vigentes a julio 2021 según www.renault.com.ar

> GARANTÍA <
3 años o 100.000 km

> POSIBLES RIVALES <
Al incorporar motorización turbo, Duster se reposicionó en el segmento. Así, esta versión Outsider de tracción 4×2 y transmisión automática podría competir, en primera instancia, con otros modelos de propulsión turboalimentada, como Volkswagen T-Cross, Volkswagen Nivus, Chevrolet Tracker, Peugeot 2008 y Citroën C4 Cactus. Desde luego, ampliando el abanico a los modelos de motorización aspirada, hay otros posibles rivales como Jeep Renegade, Nissan Kicks, Honda HR-V, Renault Captur, Ford EcoSport, Kia Seltos y Hyundai Creta, entre otros.

> FICHA TÉCNICA + EQUIPAMIENTO <
Para descargar, click aquí.

> EN INSTAGRAM DE @CarsMagazineArg <

> GALERÍA DE FOTOS <

Probé la versión Outsider, que combina el motor 1.3 turbo con tracción 4×2 y caja automática CVT. Su precio sugerido al público, a julio 2021, es de $2.755.700.

Es la segunda generación del SUV compacto (segmento B) de Renault, con evoluciones en diseño, mecánica y equipamiento. Se fabrica en Colombia.

Se actualizó la plataforma B0 (a B0 Plus) del Duster anterior, pero cambió casi toda la carrocería (puertas, capot, portón) y se modificó la inclinación del parabrisas.

Probé el Duster a fondo, como siempre. En esta versión 4×2 coloqué el foco en el asfalto. Próximamente, desde luego, lo haré con la 4×4 en condiciones de off road.

La nueva generación tardó en llegar. Duster se lanzó en 2011, tuvo un restyling en 2015 y recién ahora, diez años después, se actualizó de forma más profunda.

El frontal está más alineado con el diseño de los nuevos modelos de Renault. Se mantiene el buen despeje de 21 centímetros, un rasgo característico de Duster.

Ya hablaremos de las ópticas, pero acá te quiero mostrar que cambió el portón trasero. Como dije, no hay un solo panel de la carrocería igual al modelo anterior.

Los cambios estructurales en la carrocería modificaron el tamaño y el formato de las ventanillas, el parabrisas y la luneta trasera. Insisto: el cambio es profundo.

Esta versión incorpora, de serie, el kit Outsider, que le imprime un aire más aventurero. A mi no me convence del todo y me gusta más sin ese agregado.

No busques el antiniebla trasero porque no tiene. También está en deuda en los airbags, porque sigue sólo con dos. A favor: sumó ESP, su gran deuda.

Llantas de 16 pulgadas y neumáticos Michelin Latitude Tour HP 215/65 R16. Le imprimen un buen desempeño y el perfil “65” contribuye al confort de marcha.

Más detalles: también son nuevas las barras de techo, de serie en toda la gama.

Duster vendió más de 130.000 unidades en la Argentina en la primera generación.

Buen ángulo de ataque, que no sólo sirve para el off road. También, para cunetas.

Nos vamos acercando al punto más polémico del diseño. Sí, las ópticas traseras.

Se nota la inspiración en Jeep Renegade. No son calcadas, pero sí muy parecidas.

TCe: detrás de la sigla está la principal novedad de la nueva generación de Duster.

Aplausos para el motor turbo-naftero 1.3 litros que entrega 155 CV y 250 Nm. Novedad de Renault en la región y para mí, la evolución más grande de Duster.

En el Duster anterior ya había un amortiguador para sostener el capot. Ahora son dos, elevando la vara frente a vehículos de segmento superior que tienen varilla.

Sí, Duster con motor turbo 1.3 TCe acelera de “0 a 100” en 8,7 segundos. Gran evolución en prestaciones sobre el impulsor 2.0 de 143 CV, que fue discontinuado.

Según Renault, el 1.3 TCe funciona bien con nafta Grado 2 o Grado 3, indistintamente. La recomendación: utilizar combustibles Axion y lubricantes Castrol.

De “100 a 0” en 39 metros. No se luce, pero tampoco desentona. Tiene frenos traseros a tambor y nunca perdió la línea en las pruebas de detención brusca.

Profunda renovación del interior, donde no sólo cambió el diseño, sino también la calidad de materiales. Sinceramente, un cambio radical frente al Duster anterior.

Volante de agradable diseño, revestido en cuero. Además, sumó regulación en profundidad. Y un gran detalle: ahora la dirección tiene asistencia eléctrica.

El instrumental tal vez no estuvo a la altura del resto de la renovación. Si bien tiene velocímetro digital en el display central, su diseño quedó obsoleto. Punto mejorable.

Con tecla de activación y desactivación incluida, el control crucero se opera desde el volante. Antes, la tecla on/off estaba junto al freno de estacionamiento, mal ubicada.

Transmisión automática CVT X-Tronic, de ocho marchas predefinidas y buena asociación con el motor turbo. Tiene selector con opción manual-secuencial.

Climatizador automático, otra novedad de equipamiento en el Nuevo Duster.

También mejoró la posición de conducción gracias a una nueva butaca, de mayor sujeción lateral. Además, con agradable tapizado que combina tela y cuero sintético.

Mejoró la percepción de calidad, con materiales antes impensados para Duster.

Nueva pantalla multimedia, ahora de 8 pulgadas, de mejor interfaz y más veloz.

Con Android Auto y Apple CarPlay podés espejar aplicaciones, siempre con cable.

Replicar el navegador y también operar otras funciones y comandos por voz.

Cámara de retroceso y sensores de estacionamiento desde la versión Intens.

Duster se mantiene como uno de los SUVs más amplios. Con 2,67 metros entre ejes, ofrece una habitabilidad trasera cercana a un segmento C (mediano).

La posición también es elevada en las plazas traseras, lo que ayuda a bajar y subir sin tanto esfuerzo. Pese a eso, también hay buen espacio en altura para la cabeza.

Baúl de 475 litros en versiones 4×2, el volumen más grande entre sus rivales. En Duster 4×4, como la suspensión trasera es multibrazo, el baúl ofrece 400 litros.

Rueda de auxilio de la misma medida que las montadas. Es lo que corresponde, para poder mantener el desempeño del vehículo sin alteraciones. Bien por Renault.

El desempeño dinámico es correcto. Dobla bien apoyado y ahora que tiene ESP, transmite más confianza. Lástima, sigo insistiendo, que no sumó más airbags…

Duster mantiene los atributos del modelo anterior y mejora en muchísimos aspectos: diseño, mecánica, calidad percibida y equipamiento. La espera sí que valió la pena.

Compartir:
Newsletter

5 comentarios en “Opinión: Nuevo Renault Duster en Argentina

  1. La fui a ver y me encantó. Le preg al vendedor viene con 4 Airbags la de serie o con 6? Bajo la cabeza y me dijo 2 y me fui realmente muy enojado. Están ahorrando en seguridad, se pueden salvar vidas prevenir daños. Además con el precio que tiene…

    • Todos deberían hacer lo mismo no comprar un vehículo con solo 2 airbags, la realidad es que a Dacia (Renault) nunca le importó la seguridad.

  2. MARCELO C. AGUIALR 22/07/2021 a las 19:04 - Responder

    HOLA MARTÍN,

    MUCOS CAMBIOS FAVORABLES, Y SE NOTA.
    NO COMPRENDO LA INSISTENCIA DE COLOCAR LA RUEDA DE AUXILIO ABAJO ´POR FUERA´, CON TODO LO QUE SE LE VA PEGANDO AL RODAR Y LO QUE ESTO IMPLICAR EL DÍA QUE HAYA QUE QUITARLA DE AHÍ, ADEMÁS DE QUE EN ACCESIBLE AL DELITO COTIDIANO.
    EL OTRO PUNTO QUE NO ENTIENDO, ES CÓMO UN PROPULSOR TAN PEQUEÑO DE CILINDRADA, CONSUME TANTO COMBUSTIBLE EN CIRCUITO URBANO. NO CONOZCO OTRO MOTOR, DE CILINDRADA SIMILAR, QUE CONSUMA TANTO, INCLUSO GASTA COMO UN SUV 2.0 DE HACE 6 Ó 7 AÑOS. TENÉS IDEA CUÁL SERÁ LA RAZÓN
    GRACIAS.

    • Hola Marcelo, en la 4×2 se coloca por debajo del chasis y así se gana capacidad de baúl (475 litros). En cambio, en la 4×4, al tener suspensión multibrazo que ocupa más espacio, se coloca por dentro del habitáculo, debajo del piso del baúl (400 litros).
      Saludos!
      Martín Egozcue

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *