CarsMagazine

Contacto: Nueva Toyota SW4 – SRX Automática

Probamos la nueva generación del SUV nacional en su versión tope de gama, con caja automática de seis marchas. Por $905.300, en qué se destaca y dónde debe mejorar.

toyota-sw4-2-2La Nueva SW4 mejora en todos los aspectos: seguridad, diseño, tecnología y mecánica.

facundoPor Facundo García
facundo.garcia@carsmagazine.com.ar

La nueva generación de la Toyota SW4 se lanzó a la venta en la Argentina en diciembre de 2015, un mes después de la llegada de la Nueva Hilux, vehículo del que deriva. CarsMagazine.com.ar ya probó la pickup mediana (ver prueba completa aquí) y ahora llegó el turno del SUV. Una vez más, nos tocó subirnos a una versión SRX. Esta vez, sin embargo, no había otra opción: es el único nivel de equipamiento disponible en el producto que analizaremos a continuación.

La Toyota SW4 se fabrica en la planta de Zárate, Buenos Aires, donde la firma japonesa invirtió 800 millones de dólares para ampliar su capacidad de producción a partir de este año. En el mercado local, las versiones disponibles son dos: SRX 4×4 6MT 7 Asientos, que tiene un precio de $857.400, y SRX 4×4 6AT 7 Asientos, que se vende por $905.300. Así lo indican los valores vigente a abril de 2016 y sugeridos por Toyota Argentina en su sitio web, donde se aclara que no se incluyen los gastos de flete ni patentamiento.

toyota-sw4-1Si bien deriva de la Hilux, tiene diseño, suspensión y equipamiento propios.

La única diferencia entre las dos opciones es que la primera ofrece caja manual y la segunda, variante a la que se subió CarsMagazine.com.ar, automática. En ambos casos, la transmisión cuenta con seis relaciones y la garantía es de tres años o 100 mil kilómetros, según lo que ocurra primero. Hacia fines de año, según le confirmaron desde Toyota Argentina a este medio, la gama se podría ampliar con variantes 4×2, nafteras, de cinco asientos y con menos equipamiento.

El segmento SUV no le propone a la Nueva SW4 demasiados competidores en el país. De hecho, tiene un único rival directo: la Chevrolet Trailblazer. Basada en la pickup S10, y con chances concretas de renovarse antes de fin de año en la Argentina, actualmente se vende en versión CTDI 4×4 LTZ por un precio de $721.300, vigente a abril de 2016, según informa la marca del moño dorado.

toyota-sw4-5La tracción 4×4 Low y el despeje invitan a divertirse en los médanos.

POR FUERA
Si se la compara con la cuarta generación, es 9 cm más larga (4,79 metros), 1,5 cm más ancha (1,85 metros) y 1,5 cm más baja (1,83 m), y achicó 0,5 cm la distancia entre ejes (2,74 m). Sin embargo, las diferencias no se reducen a una simple cuestión de dimensiones. A partir de ahora, la SW4 exhibe una silueta diferenciada de la Hilux.

En un primer vistazo, es normal que el sector frontal resulte apabullante. No es fácil detener la vista sobre un solo ítem sin marearse con la cantidad de elementos y formas contrapuestas que combina. Con las horas de prueba, de todas formas, va gustando más. Sobre todo por el diseño de las ópticas frontales Bi-LED, que ofrecen luces diurnas de LED. Lucen más refinadas que en el modelo anterior y se conectan con la parrilla cromada, ahora con el logo de la marca más grande y centrado, y dos listones cromados en vez de tres. Además, los paragolpes adoptaron un formato tridimensional y los faros antiniebla están enmarcados por molduras cromadas.

toyota-sw4-4Imponente, el frontal se destaca por la parrilla cromada y los faros Bi-LED.

Lateralmente también los cambios son notorios. Lejos del perfil sobrio de su antecesora, presenta tres nuevas nervaduras. La más atractiva es la que comienza en el paragolpes delantero y termina en el portón trasero. Asimismo, cuenta con una moldura cromada (escalonada) que recorre la línea de cintura. El diseño del pilar C, que parece ausente, convierte al techo en tipo “flotante”.

El sector que menos diferencias sustanciales propone frente a la cuarta generación es el posterior. Lo más atractivo allí son los faros de LED, que fueron notablemente afilados, la antena tipo “tiburón”, los rieles de techo y el spoiler.

La unidad evaluada calzaba neumáticos Dunlop Grand Trek AT 3 de uso mixto en medida 265/60 R18, con rueda de auxilio homogénea; es decir, idéntica a las cuatro que vienen montadas en el vehículo.

toyota-sw4-3Las ópticas y antinieblas traseros también fueron rediseñados.

POR DENTRO
La nueva generación trajo consigo un interior completamente renovado. Al igual que la Hilux, cambió el volante, la plancha de abordo, las butacas y tapizados, la consola central y el instrumental. Cada uno de estos elementos está construido con materiales y terminaciones excelentes.

El habitáculo es muy parecido al de la octava generación de la pickup, pero tiene algunas diferencias puntuales. Principalmente, la presencia de detalles símil madera en el volante y el espacio portaobjetos central, que le obsequian cierto aire de vehículo Premium, aunque no llega a serlo. Además, la pantalla táctil está protegida por dos nuevos apliques, el apoyabrazos central es más grande (y viene con espacio para guardar objetos) y modifica la ubicación de los comandos Power y Eco Mode, del botón de arranque y del selector de tracción.

toyota-sw4-14No es igual a la Hilux: tiene detalles en símil madera y pantalla táctil protegida.

El instrumental está compuesto por una pantalla digital de información múltiple de color de 4,2 pulgadas, encerrada por cuatro indicadores analógicos: los grandes informan la velocidad y las revoluciones por minuto del motor; los chicos, la autonomía y la temperatura. En todos los casos, ofrecen una lectura simple y clara.

La posición de manejo es uno de los aspectos más destacados del SUV. El asiento del conductor cuenta con regulación eléctrica y el volante se regula en altura y en profundidad. Además, el nuevo diseño de las butacas (están tapizadas en cuero) ofrece la mezcla justa, al menos para quien suscribe, entre la rigidez y el acolchonamiento necesarios para evitar dolores corporales en viajes largos.

toyota-sw4-6Acá sí repite lo de la pickup, con pantalla de 4,2 pulgadas y cuatro indicadores analógicos.

La visibilidad frontal y lateral es correcta, pero la trasera es deficiente. Esto se debe puntualmente al diseño de la luneta, que es chica, y la altura a la que se encuentra. Con la tercera fila de asientos, observar con claridad lo que sucede detrás es aún más difícil. La acotada visibilidad hacia atrás no afecta a las maniobras de estacionamiento, ya que para eso ofrece una cámara que reproduce sus imágenes en la pantalla central, además de sensores sonoros.

Otro punto a favor de la SW4 es la habitabilidad. En la segunda fila de asientos, que viene con regulación longitudinal, pueden viajar dos adultos y un niño muy cómodamente, siempre y cuando éste se ubique en el medio, ya que la salida de aire central roba un poco de espacio para las piernas.

toyota-sw4-16La respuesta de la pantalla central de siete pulgadas es bastante lenta.

Algo más limitados, pero no por eso incómodos, viajarán los dos pasajeros que se ubican en la tercera fila. El ingreso para ellos se efectúa desde la segunda, que cuenta con un mejorado sistema de rebatido. Las ventanas traseras no son pivotantes.

La capacidad del baúl no fue oficializada por Toyota Argentina. Extrañamente, la marca japonesa no informó cuántos litros entran allí con la tercera fila de asientos rebatida o desplegada. En todo caso, si usted está analizando comprar una SW4, quédese completamente tranquilo: configurada para cinco pasajeros, atrás hay espacio para llevar tres valijas grandes y dos chicas. Lo dice alguien que la utilizó para irse de viaje con su novia por una semana a la Costa, ¿se entiende?

Por último, dos cosas: el sistema electrónico de apertura de baúl (se puede accionar desde el interior del vehículo o desde la llave) resulta confortable para el uso diario, pero es algo lento; y los asientos de la tercera fila, cuando están rebatidos, resultan un tanto ruidosos aunque se los sujete al máximo.

toyota-sw4-12El volante, de buen grip, viene con comandos para operar la computadora y el audio.

AL VOLANTE
Las dos versiones de la SW4 equipan el mismo motor. Hablamos del nuevo 1GD turbodiésel 2.8 litros de cuatro cilindros y 16 válvulas, que rinde 177 CV a 3.400 rpm. La transmisión presente en la variante evaluada es una automática de seis velocidades (6 Súper ETC), que transmite el torque máximo de 450 Nm entre 1.600 y 2.400 rpm (la opción manual, también de sexta, entrega 420 Nm entre 1.400 y 2.600 rpm).

El conjunto caja/motor significa una mejora sustancial respecto de la mecánica de la generación anterior, que traía un impulsor 3.0 de 171 CV con transmisión automática de cuatro marchas (o manual, de cinco).

Por supuesto, no estamos hablando de un vehículo ideal para conducir por la ciudad, sobre todo por una cuestión de espacios. Pero tampoco la urbe es el hábitat natural de su caja automática, que no se siente cómoda cuando se le exige agilidad y reacción en bajas velocidades. Tarda algunos segundos en responder y resulta bastante ruidosa.

toyota-sw4-8La caja automática se desenvuelve bien en la ruta, pero no tanto en la ciudad.

Como dijimos anteriormente, ahora la SW4 es más larga, más ancha y más baja. Esto le permite bajar el centro de gravedad y, en consecuencia, ofrecer un mejor comportamiento dinámico, sin llegar a ser, claro, un vehículo para realizar maniobras extremas. La tenida en ruta es excelente y el aplomo a la hora de girar a más de 80 km/h, correcto. Quienes no utilizan las levas al volante para pasar los cambios “manualmente”, pueden accionar el botón Power Mode si necesitan efectuar un sobrepaso en la ruta. Funciona con contundencia.

Como la Hilux, la SW4 tiene eje rígido trasero, pero el SUV no tiene elásticos (ideales para vehículos de carga), sino que ofrece resortes helicoidales, como sucede en casi todos los autos. Además, tiene brazos longitudinales y transversales. Toyota diferenció su esquema de suspensión con respecto al de la pickup para brindar un confort de marcha destacado, algo que consigue notablemente.

toyota-sw4-15Equipa el nuevo 1GD 2.8 turbodiésel de 177 CV y 450 Nm. Sus consumos son mejorables.

La generación anterior de la SW4 contaba con tracción integral; es decir, repartía el torque constantemente entre las cuatro ruedas según la adherencia. El nuevo modelo, en cambio, actúa con tracción simple en condiciones normales. Para cumplir “el rol de la integral”, Toyota la equipó con desconexión automática de diferencial y control de tracción activo, dos dispositivos que funcionan correctamente.

A la hora de meterse en el barro, la arena o cualquier superficie difícil, se puede conectar la tracción 4×4 High o 4×4 Low desde un selector ubicado en la consola central (abandonó la clásica palanca mecánica). Como lo imaginábamos, éste es su territorio preferido, en el que despliega todo su potencial. Más aún cuando se coloca la tracción 4×4 baja, que permite trepar médanos, entre otras aventuras, sin ningún inconveniente.

toyota-sw4-9La posición de manejo es excelente. Las butacas, de nuevo diseño, tienen buena sujeción.

EQUIPAMIENTO
La Nueva Toyota SW4 equipa frenos ABS (con EBD, BA y EBS), seis airbags (dos frontales, dos laterales y dos de cortina), anclajes Isofix para sillas de niños, apoyacabezas y cinturones de seguridad de tres puntos en todas las plazas, asistente de arranque en pendientes, asistente de descenso en pendientes, bloqueo del diferencial trasero, controles de tracción, estabilidad y de tráiler, faros antiniebla delanteros y traseros, inmovilizador de motor, alarma perimetral y volumétrica, y traba de seguridad para niños en las puertas traseras.

En materia de seguridad, no hay nada para reprocharle. De hecho, días atrás obtuvo la puntuación más alta en las pruebas de choque frontales y laterales de Latin NCAP, del mismo modo que lo había conseguido la Nueva Hilux hace algunos meses.

toyota-sw4-19Cuando la tercera fila de asientos se rebate, en el baúl entran cinco valijas y algo más…

En relación al confort y la tecnología, se destaca la nueva central multimedia con pantalla táctil de siete pulgadas, que incluye cámara de retroceso, navegador satelital, sintonizador de TV digital (funciona si el vehículo está detenido por completo), reproductor de DVD, CD, MP3, entrada USB, toma auxiliar, conectividad Bluetooth y controles de audio al volante. Repetimos lo dicho cuando probamos la Nueva Hilux: la respuesta de la pantalla táctil nos pareció lenta, como cuando un dispositivo móvil queda desactualizado en hardware.

Si bien los dispone para maniobras de marcha atrás, no ofrece sensores de estacionamiento delanteros, de igual importancia a la hora de meter o sacar en espacios reducidos un vehículo de tamañas dimensiones.

toyota-sw4-10Los asientos traseros se regulan longitudinalmente. Buen espacio para dos adultos y un niño.

CONCLUSIÓN
Para finalizar el contacto con la Nueva Toyota SW4, un resumen de los aspectos a destacar y mejorar que identificamos en el producto, junto a las cifras de prestaciones y consumos medios medidos por CarsMagazine.com.ar:

Para destacar

  • Equipamiento de seguridad
  • Comportamiento off-road
  • Confort de marcha
  • Habitabilidad en las dos filas traseras
  • Calidad de materiales y terminaciones
  • Capacidad del baúl

Para mejorar

  • Consumo urbano
  • Insonorización
  • Precio, en relación a su rival
  • Comportamiento de la caja automática en ciudad

PRESTACIONES (*)
Velocidad máxima: 183 km/h (en Dª 2.850 rpm).
Aceleración 0-100 km/h: 11,6 segundos.
Recuperación 80-120 en Dª: 8,5 segundos.
Error de velocímetro: a 100 km/h, la velocidad real es 94 km/h (6%).
(*) Mediciones de CarsMagazine.com.ar con instrumental GtechPro.
(*) Presión de neumáticos: 29 psi, según manual del vehículo.

CONSUMOS (*)
Ciclo urbano: 12,1 litros cada 100 km. Autonomía: 661 km.
A 100 km/h: 7,4 litros/100 km. Régimen: 1.550 rpm. Autonomía: 1.081 km.
A 130 km/h: 10,8 litros/100 km. Régimen: 2.050 rpm. Autonomía: 740 km.
Combustible: diésel Grado 3 (98 RON), según indicación del fabricante.
Tanque: 80 litros.
(*) Mediciones de CarsMagazine.com.ar con instrumental GtechPro.
(*) Presión de neumáticos: 29 psi, según manual del vehículo.

toyota-sw4-11La tercera fila de asientos también ofrece cinturones de seguridad de tres puntos.

toyota-sw4-18Cuando viajan siete personas, el baúl se achica notoriamente. No hay datos oficiales.

toyota-sw4-17La pantalla táctil central incluye navegador satelital. Nos fuimos a probarla al mar.

toyota-sw4-20La Nueva Toyota SW4 Automática se vende en la Argentina por $905.300.

Compartir:
Newsletter

3 comentarios en “Contacto: Nueva Toyota SW4 – SRX Automática

  1. Te consulto un par de cosas, si es posible. En que notas lenta a la caja automatica? te referis a cuando la usas manualmente? Y respecto de los ruidos, yo la probé en ciudad y me pareció muy bien insonorizada, vos te referis a que hacen ruido los asientos de la tercera fila cuando estan colgados? Gracias

  2. ¿215 de máxima declara toyota? ¿puede ser el dato de fabrica tan mentiroso? por relación peso/potencia y aerodinamica del vehiculo resulta deficil de creer dicho valor, entre el rango de los 185 a 195 resultaria más creible, no se si coinciden conmigo.

    Maravillosas notas como siempre, gracias.

    • Nacho, muchas gracias por tu lectura y corrección.

      La velocidad máxima que alcanzamos en ruta (dos personas, con valijas y bolsos de viaje) fue de 183 km/h. El dato ya está actualizado en la ficha de prestaciones.

      Saludos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *