Por el “impuestazo”, las ventas de autos caerían al menos 50%

Impuestazo Autos Argentina

Por Martín Egozcue
martin.egozcue@cars-magazine.com.ar

Las ventas de los vehículos que se verán afectados por el “impuestazo” que impulsa el Gobierno caerían, como mínimo, un 50 por ciento durante el próximo año, según un análisis que realizó ACARA, la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina.

MARCAS Y AUTOS AFECTADOS
La medida, lejos de recaer únicamente sobre los vehículos que el Gobierno denomina “de lujo”, también afectará a buena parte de la gama media del mercado. Hablamos de los modelos más “accesibles” de marcas Premium o importadas, pero también de productos de constructores generalistas. Incluso modelos de producción nacional también se verán afectados por el “impuestazo”.

Las marcas que serán alcanzadas por el incremento de gravámenes (ver detalles aquí) con al menos uno de sus modelos son las siguientes:

Alfa Romeo – Audi – BMW – Chevrolet – Chrysler – Citroën – Dodge – Ferrari – Ford – Honda – Hyundai – Jaguar – Jeep – Kia – Land Rover – Maserati – Mercedes-Benz – MINI – Mitsubishi – Nissan – Peugeot – Porsche – Renault – Smart – Subaru – Toyota – Volkswagen – Volvo

Cuando se trata de importadores, en la mayoría de los casos el “impuestazo” afectará al 100% de su oferta.

Sólo se registran dos marcas que, por el momento, no sufrirían consecuencias, ya que no disponen de modelos que lleguen a $ 170.000 sin impuestos (valor de facturación al concesionario), equivalentes a unos $ 239.000 al público. Se trata de Fiat y Chery.

Recordemos que el “impuestazo” no afectará a vehículos comerciales ni utilitarios (tampoco buses o camiones), por lo que pick ups o multipropósitos destinados a la carga no sufrirían consecuencias.

ALCANCE DE LA MEDIDA

Del informe de ACARA se desprende también que la medida afectará en lo inmediato a 120 modelos y 370 versiones de automóviles. De haberse aplicado en todo 2013, hubiese recaído sobre 56.000 patentamientos; es decir, del 8 al 9 por ciento de los patentamientos.

Pero con una proyección de inflación del 20 por ciento para 2014 en los precios de los automóviles, el “impuestazo” alcanzaría a 148 modelos y 534 versiones, a productos de origen nacional como C4 Lounge, Focus, 308, 408, Fluence y SW4, y de esa forma recaería sobre el 23 al 24 por ciento de las ventas totales previstas para el próximo año.

Para conocer el listado de todos los autos (con detalle de versiones) que serán afectados por el “impuestazo”, hacé click aquí.

CONCLUSIONES DE ACARA

Tal como hizo CIDOA (ver aquí), la entidad que nuclea a los importadores, ACARA también emitió un documento en el que analiza el impacto de la medida que ya tiene media sanción de Diputados y que espera ahora ser tratada en la Cámara Alta. En dicho reporte, ACARA destaca, como principales conclusiones, lo siguiente:

“Si bien el sector avala la preservación de las reservas, creemos que la medida no es la más adecuada”

“Durante 2014 la medida alcanzará a modelos Nacionales, Mercosur y México”

“Reducción mínima del 50% en las ventas de los vehículos afectados”

“Si calculamos un valor FOB promedio de USD 30.000 por unidad, el Estado se ahorraría en divisas el próximo año unos 810 millones de dólares. Pero dejaría de recaudar por 1.010 millones de dólares en concepto de impuestos”

“Los modelos fabricados en el país serán más perjudicados que los de origen brasileño”

“Se producirá una afectación de la planificación de la industria a mediano y largo plazo”

“Unos 225 concesionarios de todo el país (27% del total) estarían afectados en forma directa, mientras que el resto de la red también será afectada dependiendo de la marca que comercialice”

Para consultar el documento completo emitido por ACARA sobre las posibles consecuencias del “impuestazo”, hacé click aquí.

Compartir:

10 comentarios en “Por el “impuestazo”, las ventas de autos caerían al menos 50%

  1. Pingback: Confirmado: ya es ley el Impuestazo Automotor en Argentina

  2. Efectivamente Kissero, si bien este no es el lugar para debatir sobre política y economía, este es claramente un nuevo ejemplo de políticas improvisadas, cortoplacistas y demagógicas. Por más impuestazo que haya, sin dar una solución definitiva a la inflación y al atraso cambiario, seguirá la sangría de reservas, el estancamiento y la falta de creación (incluso con destrucción) de empleo.
    Saludos.

  3. Seria un resultado ideal, pero creo que si bajan las ventas tendrian que bajar tambien los precios; Es como decis Guille, este gobierno siempre trata de arreglar las cagadas que se mando con pequeños ajustes que solo sirven para tapar pequeños baches y no para arreglar todo el pavimento.

  4. Agrego como conclusión final que es una nueva medida económica distorsiva. Trata de solucionar un problema atacando las consecuencias y no las causas del mismo. El problema es mucho más profundo y complejo, la inflación, el atraso cambiario, la falta de creación de empleo y el estancamiento que vivimos no se solucionarán con este impuesto, ni restringiendo los viajes al exterior. Hay que tomar medidas de fondo, pero tienen un costo político que nadie quiere pagar.
    Saludos.

  5. Kissero, es verdad lo que decís, los precios son ridículos. Pero no creo que sea culpa de la gente que compra los autos. Somos consumidores cautivos, compramos lo único que tenemos disponible, no podemos elegir libremente dada la estrategia proteccionista de los gobiernos del mercosur hacia las terminales radicadas en esos países. En Brasil pasa algo similar, tienen el mismo arancel extrazona y también impuestos internos (lo llaman IPI) elevados, incluso para autos de gama baja (con cilindrada mayor a 1.0). Por eso los precios en dólares en Brasil son ridículamente altos, más que acá.
    Saludos.

  6. Todo muy bien guille con las nuevas ideas, pero la realidad es que siempre el gobierno se las va a ingeniar para seguir metiendo la mano donde no les corresponde; Yo espero que las ventas no bajen 50% sino el 100% asi de una vez por todas bajan los precios y nos empiezan a tomar en serio; los autos en este pais estan carisimos, ya no se trata de los que son extrazona sino de todos los autos de fabricacion nacional y mercosur, con costos de produccion altisimos y precios al publico desorbitantes; mientras la gente siga agachando la cabeza y siga comprando al valor que les impongan, vamos a seguir pagando estos precios que no condicen en nada nuestra realidad y mucho menos nuestros ingresos, saludos.-

  7. Agrego más opciones para “desinflar” los precios mayoristas y evitar el impuesto:
    1) Que la concesionaria facture al comprador por separado flete y gastos de preentrega (de hecho algunas ya lo hacían en el caso de ventas directas de fábrica).
    2) Quitar más equipamientos de serie y hacerlos opcionales o accesorios de concesionario. A lo indicado para las llantas pueden sumarse el equipo de audio/multimedia, la rueda de auxilio (ya lo hacen muchas).
    3) Eliminar ciertos equipamientos prescindibles, como tapizados de cuero, techos corredizos/panorámicos, etc.
    Lo que si espero es que no saquen equipamientos de seguridad.
    Saludos.

  8. Martín, yo creo que las ventas de esos autos caerán más del 50%, ya que mucha gente anticipó su compra previendo justamente esto.
    Le van a tener que encontrar la vuelta con los de gama media. Una solución sería por ejemplo que los autos vengan de fábrica con llantas de acero y que las de aleación sean un accesorio de concesionaria. O sea reducir el precio de fábrica lo más posible para quedar afuera del impuesto, y luego agregar accesorios en concesionaria.
    Saludos.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *