Para los ejecutivos, la crisis del sector automotriz aún no terminó

La mayoría considera que problemas como el desempleo, el costo del crédito y las nuevas reglamentaciones siguen siendo condicionantes para la operatoria. Creen que seguirá el proceso de fusiones y adquisiciones en los próximos 5 años.

linea-de-montaje
Aprovechar las plataformas globales y las cadenas de abastecimiento serán la clave.

La percepción de que “lo peor de la crisis” ya pasó parece no estar del todo arraigada entre los empresarios relacionados directa o indirectamente con el sector automotriz. Casi el 80% de los ejecutivos considera que las principales empresas del sector a nivel mundial aún enfrentan problemas de rentabilidad y creen que la operatoria aún presenta muchas dificultades.

Los altos índices de desempleo –especialmente en Estados Unidos–, la retracción del crédito y la falta de claridad de las reglamentaciones y programas de estímulo implementados por los gobiernos son identificados entre los principales causales.

Los resultados surgen de la 11º Encuesta Anual sobre la Industria Automotriz Global realizada por la consultora internacional KPMG, en base a las opiniones de 200 ejecutivos de empresas fabricantes y proveedoras del sector automotriz de todo el mundo.

En el mejor de los casos, las ganancias de las automotrices este año se mantendrían estables, según opinó 40% de los encuestados; aunque para otro 33% las ganancias sufrirán una caída, mientras que sólo 25% espera un aumento en la rentabilidad.

“Los ejecutivos se mantendrán cautos y continuarán controlando de cerca los flujos de fondos y el control de costos, lo que no es de sorprender dado la conmoción que se vivió en la industria”, describe Gary Silberg, líder del Sector Automotriz en KPMG.

En ese marco, muchos creen que el proceso de fusiones y adquisiciones que ocasionó la crisis de comienzos de 2009 aún no terminó, e incluso aumentará la cantidad de casos en los próximos 5 años a raíz del exceso de deuda y el riesgo de quiebra (89% de los encuestados).

Claro que también creen que esto se verá potenciado por la necesidad de acceder a nuevas tecnologías y productos (84%), el potencial de sinergias de productos (83%) o el acceso a nuevos mercados y clientes (82%).

Una importante mayoría también considera que esta tendencia se intensificará entre los principales proveedores (poco más de 70%), los proveedores secundarios (56%) y concesionarios (52%).

maquina-automotriz
Los altos índices de desempleo que dejó la crisis es un fuerte desafío para empresas y gobiernos.

De todos modos, los ejecutivos consultados consideran que la industria se estabilizará en el próximo lustro, dando lugar a nuevas inversiones y un posible crecimiento futuro. El desafío será obtener participaciones de mercado a pesar de las incertidumbres del entorno económico. En ese sentido, fabricantes chinos e indios, además de otros participantes globales ya existentes como Kia/Hyundai, Toyota, Honda y Volkswagen, serán las empresas que obtendrán mayor participación en los mercados globales en ese período, según opinaron.

El 29% de los ejecutivos encuestados espera que Ford aumente su participación de mercado durante 2010, mientras que General Motors y Chrysler continuaron en último lugar en lo que refiere a las expectativas de participación de mercado.

DESAFÍOS
El trabajo además indica que 85% de los encuestados considera que el desarrollo de nuevas tecnologías es uno de los principales desafíos de la industria a nivel global. Un porcentaje similar opina que el desarrollo de nuevos productos (84%) y la reducción de costos (80%) serán primordiales.

Diego Medone, director de Marketing y Comunicaciones de KPMG Latinoamérica, señaló que “en Argentina el avance tecnológico, la calidad de la mano de obra, los costos de producción y las ventajas económicas, como el tipo de cambio, le otorgan al país importantes oportunidades como mercado exportador”, aunque para ello será importante estrechar vínculos entre los países de la región para “capturar sinergias”.

Compartir:

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *